_DSC0038

Varios miles de personas han recorrido esta mañana las calles de Madrid, en una nueva convocatoria que, desde la plaza de Neptuno a la puerta del Sol, ha vuelto a dibujar una ‘marea blanca’ en protesta por el plan de reforma sanitario aprobado el pasado 27 de diciembre por el ejecutivo autonómico de Ignacio González y que contempla la privatización de la gestión de seis hospitales y 27 centros de salud de la Comunidad.

Coincidiendo con el inicio de las rebajas de enero, pero en protesta por otro tipo de rebaja, la que afecta a la sanidad pública madrileña, los congregados por AFEM (Asociación de Facultativos Especialistas de Madrid) y PATUsalud (Plataforma Asamblearia de Trabajadores y Usuarios por la Salud) han transitado bajo el lema: “La lucha sigue ¡Sí se puede!”

Multitud de personal sanitario pero también gran número de ciudadanos de todos los grupos de edad han portado pancartas en las que se podía leer: “Si el Gobierno no escucha la sanidad sigue en lucha”; “Sanidad a subasta para que los políticos amasen pasta” o “Es criminal recortar la sanidad”. Al grito de “Ignacio, paciencia, nos vemos en urgencias”, en alusión al presidente madrileño Ignacio González, otro de los cánticos más repetidos durante las algo más de dos horas que ha durado la marcha ha sido: “Todos los sanitarios tenemos un deseo: que para la privada no haya dinero”.

La concentración ha concluído en la plaza de Sol, donde la orquesta Solfónica ha interpretado piezas musicales con letras adaptadas a la protesta contra la política de recortes sanitarios que, por el momento, ya ha dejado tras de sí una huelga de cinco semanas.

El calendario de protestas urbanas de la ‘marea blanca’ arrancó en noviembre de 2012, con sendas manifestaciones los días 18 y 27, y se hizo extensible al mes siguiente, en el que los días 9, 16, 19 y 20 de diciembre las calles de Madrid volvieron a teñirse de blanco.

AFEM desconvocó su huelga indefinida el pasado 28 de diciembre, la jornada sucesiva a la aprobación de la reforma en la Asamblea de Madrid, y anunció un cambio de estrategia y la necesidad de plantear otro tipo de acciones.

Por el momento está prevista la celebración de un gran congreso nacional el próximo 2 de febrero para proponer un sistema de salud sostenible a largo plazo. “Defenderemos este sistema sanitario que no es suyo, que es nuestro, de todos los madrileños y españoles. Seremos una marea blanca en toda la nación. Haremos de nuestra voz una voz que llegue a toda España y que levante a todos los médicos de todas las comunidades”, suscribía el comunicado difundido en su momento por AFEM.